Nuria Martí, enóloga e investigadora: “Por mucha tecnología que se enseñe, quien habla es la copa de vino” (II)

LBA Nuria Martí 04

La elegancia de un vino no se descubre hasta que se experimentan las sensaciones placenteras y seductoras que transmite su contenido, en palabras de Nuria Martí. /LBA

Iza Święcicka

Nuria Martí Bruña (Daya Nueva, 1975) estudió Ingeniería Agroalimentaria y Enología. Es Doctora por el Programa de Tecnología Agroalimentaria y profesora del área de Tecnología de los Alimentos de la Universidad Miguel Hernández (UMH) de Elche, donde imparte asignaturas como cata de vinos y maridaje, tecnología enológica y elaboración de vinos especiales y cerveza, entre otras, dentro del Máster en Viticultura y Enología. Además, trabaja como investigadora en Instituto de Biología Molecular y Celular (IBMC) de la UMH y es miembro de la Plataforma Española de Investigación de la Piel. Pero, sobre todo, una gran amante de los vinos.

Iza Święcicka: También ha trabajado como investigadora en Estados Unidos y Canadá. ¿Qué destacaría de sus experiencias al otro lado del Atlántico?

(más…)

Francia, un modelo para vincular el vino al origen

El curso de perfeccionamiento Vinos y Viñedos de Francia de la UMH repasa el modelo francés de las denominaciones de origen a través de sus zonas vitícolas

Crónica Vinos de Francia LBA 02

El profesor David López Lluch, en la imagen con los alumnos durante una de las sesiones de cata, mostró a través de los vinos las distintas regiones vinícolas de Francia. /LBA

Iza Święcicka

Las comparaciones son odiosas. Pero en ocasiones es la única forma de aprender. Según los datos de la Agencia Tributaria, analizados por el Observatorio Español del Mercado del Vino, España se ha convertido en el mayor exportador de vino del mundo por volumen de litros vendidos, por delante de Italia, Francia, Chile, Australia y Sudáfrica. En el periodo interanual entre septiembre de 2013 y de 2014, las bodegas españolas vendieron un total de 2.168,6 millones de litros, lo que representa un aumento del 19,9%, en comparación a la competencia italiana, la cual exportó, en ese mismo periodo, 2.035 millones de litros, un 1,7% menos. Una situación que no debe de sorprender ya que España posee la superficie de viñedo más grande del mundo, unas 950.541 hectáreas.

Sin embargo, estos datos también reflejan otra realidad. Aunque Francia se ha consolidado en la tercera posición por volumen, destaca como líder por el valor de las exportaciones, muy por delante tanto de las italianas como de las españolas. Las bodegas francesas alcanzaron en el periodo de doce meses, hasta septiembre de 2014, un volumen de ingresos en los mercados internacionales de 7.673,5 millones de euros, frente a los 5.087,4 millones de Italia y los 2.524 millones de España. Lo que en el caso español significa tres veces menos que en el del país vecino. Una realidad que abruma.

Durante el curso de perfeccionamiento Vinos y Viñedos de Francia, dirigido a los alumnos del Máster Universitario en Viticultura y Enología impartido en la Escuela Politécnica Superior de Orihuela de la Universidad Miguel Hernández (UMH) de Elche, David Bernardo López Lluch, ingeniero agrónomo y profesor de la asignatura Vinos del Mundo, analizó las claves del éxito de la viticultura francesa. Entre ellos, el sistema de escaleras, en el cual se basan las denominaciones de origen francesas Appellation d’Origine Contrôlée (AOC), que vincula el vino a su origen.

Una norma para controlar y proteger

Como explicó el profesor, las denominaciones de origen surgieron en respuesta a la inundación de vinos fraudulentos y adulterados que era posible encontrar en Francia durante e inmediatamente después de la crisis de la filoxera. Los primeros intentos para hacer frente a este problema culminaron en 1923, cuando Châteauneuf-du-Pape estableció un conjunto de normas muy rigurosas para el control de la viticultura y de la vinificación. Como pioneros de las AOC se consideran al barón Pierre Le Roy de Boiseaumarié, vinicultor y jurista de Châteauneuf-du-Pape, y al ministro de Agricultura Joseph Capus, quienes consiguen en 1936 las primeras cuatro AOC oficiales controladas y protegidas por el Estado: la región de Cognac y los pueblos de Arbois en el Jura, Châteauneuf-du-Pape, Tavel y Cassis en el sur de Francia.

Crónica Vinos de Francia LBA 35

Uno de los vinos catados fue un vino de Châteauneuf-du-Pape, una región que en 1923 ya estableció un conjunto de normas para el control de la viticultura y de la vinificación. /LBA

En base al Decreto-Ley de 30 de julio de 1935 fueron creadas las denominaciones de origen tal como se las entiende hoy, además de la fundación del Instituto Nacional de las Denominaciones de Origen. Como apuntó David Lopéz Lluch, en aquel momento, se consideró que la reputación de la región y el carácter de sus vinos sólo podían ser totalmente protegidos estableciendo estos estrictos controles. Este conjunto de normas proporcionó el modelo para todas las demás denominaciones de origen. En cuanto al sistema de denominaciones de origen protegidas en España, el profesor destacó, que no es el momento de eliminar ni de menospreciarlas, sino de desarrollarlas como herramienta para vincular el vino a su origen y cumpliendo unos requisitos de calidad tanto objetiva como subjetivamente.

Francia versus España

Esta premisa relaciona también el vino con la gastronomía local, una de las asignaturas pendientes en muchas regiones de España. Como ejemplificó Marina Blanco Soriano, tecnóloga de alimentos, “en el interior de Valencia, donde vivo, el vino no está asociado con la gastronomía. En los restaurantes no hay vinos autóctonos, sino que se sirven de otras zonas. Con la cantidad de vinos que hay en la provincia, sería interesante promoverlos y empezar a ponerlos en los restaurantes a precios asequibles”.

Por su parte, como reseñó Concha Atance Alba, viticultora e ingeniera agrónoma, en España hay vinos de calidad similar a los franceses, que no tienen precios tan desorbitados. “Es cierto que hay cierta exclusividad en ello y si lo pueden cobrar y se lo pagan, hacen muy bien. En este sentido, nos queda mucho camino por recorrer. No obstante, tenemos calidad y tenemos el clima, el suelo y la tecnología para conseguirlo”, valoró la viticultora. “En temas de tecnificación, nuestras bodegas están a la altura de cualquier otra bodega y pueden competir en cuanto a calidad con cualquier otra del mundo, de similares características”, señaló Jaime Villena Ferrer, viticultor y miembro de consejo rector de la bodega Vinícola de Tomelloso.

No obstante, a pesar de su potencial tecnológico, a España le quedan varias asignaturas pendientes, entre ellas, el marketing, la comercialización, el enoturismo y la cultura del vino. Como apuntó Juan José Pajares, ingeniero técnico agrícola de Bodegas del Rosario de Bullas, en Francia el vino está presente durante todo el año en cualquier tipo de acto, celebración o fiesta. “Nosotros, incluso en los pueblos y en las muchas zonas en España donde se cultiva y se hace vino, no tenemos ni esa esa inquietud ni esa cultura del vino, algo que es envidiable”, detalló Juan José Pajares.

Según las cifras de consumo mundial del ICEX, durante el año 2013 en Francia se consumieron 28,2 millones de litros de vino, frente a los 9,1 de España. Por tanto, difundir la cultura del vino se convirtió en una necesidad para los bodegueros. Como destacó Jaime Villena Ferrer, cada año se incrementa el número de iniciativas para acercar la gente, sobre todo la joven, al mundo del vino. “Recientemente se ha celebrado en La Mancha la II Cumbre del Vino y, en breve, Fenavin. Apostar por estas ferias y promociones es introducir lo que, desde hace mucho tiempo, se hace prácticamente en todas las regiones de Francia. Tanto en el Loira como en Champagne, hay una tradición que nosotros también tenemos, pero no la valoramos”, manifestó el bodeguero.

Crónica Vinos de Francia LBA 30

Una de las participantes en el curso durante un instante de una de las catas realizadas. /LBA

En cuanto al enoturismo, Juan José Pajares, resaltó que uno de sus pilares, como es el patrimonio histórico y paisajístico, no se supo preservar en todas las regiones españolas. “En el curso vimos paisajes y pueblos medievales con calles empedradas, que demuestran el respeto que hay en Francia por la arquitectura de hace siglos, cosa que en muchos de nuestros pueblos se ha perdido. No hemos sido lo suficientemente inteligentes como para conservarlo y luego valorizarlo”, argumentó el ingeniero técnico agrícola. Aunque, como agregó, “se puede aprender a la hora de establecer, dentro de nuestras posibilidades, unas rutas para visitar las bodegas, volver a resucitar la cultura del vino y que la gente sienta interés por lo que se está haciendo en la tierra”.

En comparación, el pasado año el Senado francés declaró por unanimidad al vino, a los viñedos y a los territorios vitícolas como parte del patrimonio cultural, gastronómico y paisajístico nacional, para reconocer la contribución del vino en la difusión del nombre del país por todo el mundo y su aporte a la economía nacional. La industria vinícola aporta anualmente más de mil millones de euros al PIB francés y en 2011 generó un superávit comercial de 6,5 millones de euros. Si bien, nada de esto sería posible, sin los viticultores. En el caso de Francia, como destaca el profesor David López Lluch, el origen del producto aporta valor al agricultor que lo cultiva.

Pero, como alertó Juan José Pajares, en España hay pocos viticultores jóvenes con intención de seguir cultivando la viña debido a su falta de rentabilidad. “Los que trabajamos en las bodegas olvidamos que, para tener un buen vino, hace falta alguien fijado al territorio que cultive uva de calidad, crea en el proyecto y que, además, pueda ganarse la vida”, explicó el ingeniero técnico agrícola. Es fundamental solucionar esta situación porque no se puede crear a un buen viticultor de la nada, sino que proviene de la transmisión de conocimientos generación tras generación. “Si ese aprendizaje desaparece, como en muchos casos está ocurriendo, se perderá nuestra cultura de la viña y el problema se hará irreversible”, concluyó Juan José Pajares.

Crónica Vinos de Francia LBA 07

Entre los vinos catados, los estudiantes destacaron los alsaciano por su amplio abanico aromático que proviene del empleo de diversas variedades como Riesling, Gewürztraminer, Pinot Gris o Muscat. /LBA

Además, los participantes en el curso profundizaron sus conocimientos sobre las regiones vitivinícolas, las variedades, las formas de elaboración, los vinos y su maridaje. Como evaluó Juan José Pajares,ha sido un curso muy enriquecedor porque hemos ido conociendo una por una las regiones de un mundo tan complejo como es el vino en Francia. He descubierto infinidad de variedades que desconocía, procesos de elaboración muy interesantes y sensaciones a la hora de catar que han sido un descubrimiento muy agradable”.

Entre los vinos, los estudiantes destacaron los vinos de Alsacia. Como apuntó Marina Blanco, no son los típicos vinos blancos de la zona de Alicante, sino que son muy ácidos. “De esa zona también me sorprendió mucho como cambian los aromas de un vino a otro. Y luego en boca me gustaron todos”, destacó la tecnóloga de alimentación. Concha Atance, también destacó las elaboraciones alsacianas a base de Gewürztraminer. Además, destacó los vinos de Champagne y los de Provenza, éstos últimos “por lo mucho que se parecen a los nuestros”.

Por su parte, Juan José Pajares, apuntó que le han sorprendido más los vinos blancos que los tintos. “En los tintos, quizás por estar más acostumbrado a la Monastrell, esperaba algo distinto. Para los vinos de Borgoña, por ejemplo, creo que necesitaría tener más desarrollo como catador para aprender a valorarlos. En cualquier caso, muy interesantes. De blancos, me han gustado mucho los vinos de Sauternes. Y, como no, un buen Champagne que ha sido una forma estupenda de cerrar el curso”, señaló el ingeniero técnico agrícola de Bodegas del Rosario en Bullas.

El seminario ha puesto de manifiesto que el ejemplo de Francia puede servir para que el sector vitivinícola español allane su propio camino hacia el éxito en el mundo del vino.

IMÁGENES DEL CURSO

La Ruta del Vino de Alicante celebra su obtención de marca como Ruta del Vino de España

Un momento de la intervención José Císcar durante la celebración de la Ruta del Vino de Alicante. /LBA

Un momento de la intervención José Císcar durante la celebración de la Ruta del Vino de Alicante. Acompañando al Vicepresidente del Consell se encuentran, la gerente de la ruta María José Jover, el vicepresidente de ACEVIN Enrique Jiménez, el presidente de la ruta Francisco J. López y el Director General del Patronato Costa Blanca José Mancebo. /LBA

Iza Święcicka

Ayer, la Ruta del Vino de Alicante celebró, junto con el colectivo empresarial y las administraciones implicadas, la obtención como Destino de Enoturismo en la Costa Blanca con el distintivo de la Ruta del Vino de España. La gerente de la ruta María José Jover Soro destacó que esta incorporación ofrece la posibilidad de ampliar la oferta turística de la zona. “Tenemos la peculiaridad de que los turistas ya están en la provincia, por lo que  tenemos que redirigirlos al interior para desestacionalizar y diversificar la oferta”, apuntó la gerente.

Por su parte, Enrique Jiménez, vicepresidente de la Asociación Española de Ciudades del Vino (ACEVIN), subrayó que Alicante es una ruta del vino muy importante porque representa los tres pilares fundamentales en las rutas del vino: la cultura del vino, el producto turístico y el territorio. “Alicante tiene un gran patrimonio cultural, un vino excelente con una gran variedad de productos, sin olvidar que estamos en el reino de la Monastrell, con una identidad histórica tremenda como el Fondillón y con zonas donde el vino es vital como en Pinoso, Villena o Monóvar. Además, estamos hablando de un producto turístico fundamental, donde el elemento vertebrador será el vino, aunque el aspecto turístico en Alicante está más que superado debido a su fama internacional. Y luego un territorio amplísimo con una ruta del vino muy importante que vertebrará de norte a sur y de este a oeste toda la provincia”,  explicó Enrique Jiménez.

EL Vicepresidente de ACEVIN considera que la Ruta del Vino de Alicante tiene . /LBA

El Vicepresidente de ACEVIN Enrique Jiménez considera que la Ruta del Vino de Alicante reúne las condiciones necesarias para convertirse en una de las rutas importantes dentro de las Rutas del Vino de España. /LBA

Como destacó María José Jover Soro, este hecho plantea nuevos retos a la Ruta del Vino de Alicante.  “Hay que seguir avanzando porque la marca España nos aporta la regulación necesaria, pero queremos dar el salto a la comercialización y esto es nuestro objetivo principal para este año y el próximo”, remarcó la gerente. Por su parte, Enrique Jiménez, apuntó la calidad que representa un producto avalado por las Rutas del Vino de España. “No se permite la pertenencia a este club selecto de rutas del vino a ninguna que no esté certificada, ni reúna la calidad necesaria para hacerlo. No obstante, cada cuatro años se vuelve a certificar cada ruta del vino para que el nivel de calidad no baje”, dijo el vicepresidente de ACEVIN.

Una ruta del vino la componen sus asociados, tanto empresas como instituciones. Según Enrique Jiménez, “esa colaboración público-privada es importante porque, si bien los participantes obtienen un beneficio desde el punto de vista económico y comercial, al mismo tiempo, la sociedad alicantina va a tener un producto que va a atraer al turismo de naturaleza, de playa, cultural y artístico. Las instituciones favorecen que de la unión de empresas se pueda dar una oferta muy importante desde el punto de vista turístico por parte de las administraciones, pero al mismo tiempo un beneficio porque la ruta del vino es un auténtico motor económico”.

LBA Celebración Ruta Vino Alicante 03

La gerente de la ruta María José Jover actuó como maestra de ceremonias y resaltó que la marca España plantea nuevos retos a la Ruta del Vino de Alicante, entre los que se encuentra dar el salto a la comercialización de la misma. /LBA

Para Pepi Jiménez, propietaria del restaurante La Teja Azul de Villena, asociado a la Ruta del Vino de Alicante desde sus orígenes,  su incorporación a las Rutas de Vino España “es una manera de reconocer el trabajo que hacemos diariamente por promocionar los vinos de la zona. Cuando viene gente de fuera, nuestro restaurante ofrece los vinos de la Denominación de Origen Protegida (DOP) Alicante y quien los prueba se queda sorprendido porque se están haciendo unos vinos espectaculares”. Por su parte, Antonio Javier Pagán Cutillas, copropietario de La Teja Azul, matiza que “también intentamos informar a la gente de nuestra zona de que las bodegas han mejorado y ahora sus vinos tienen mucha calidad”.

Además, Pepi Jiménez añade que cuando apareció la propuesta de formar la Ruta del Vino de Alicante fue como una prueba porque eran pocos los que apostaron por ella. “Sin embargo, cuando la ruta va creciendo en asociados y aumenta más su repercusión, la gente empieza a conocerla y los bodegueros se esfuerzan más en hacer vinos de mayor calidad, cosa que a los restauradores nos va muy bien porque nos facilita vender estos vinos con más cariño”, destaca la restauradora.

Una ruta del vino joven

ACEVIN inició las rutas del vino en el año 2001 dentro de los productos de calidad turística del programa 2000-2006. La Ruta del Vino de Alicante se constituyó en 2009 como una asociación sin ánimo de lucro con el fin de difundir y promocionar la cultura enológica de la provincia de Alicante.  El año pasado fue certificada como producto de calidad y es una de 25 rutas del vino seleccionadas dentro de la marca Rutas de Vino de España. La Ruta del Vino de Alicante cuenta con más de 70 empresas asociadas, entre ellas, bodegas, restaurantes, vinotecas y agencias de viajes, que relacionan su actividad con el vino y su cultura.

LBA Celebración Ruta Vino Alicante 04

Pepi Jiménez y Antonio Javier Pagán, en la imagen junto a la gerente de la Ruta del Vino de Alicante, propietarios del restaurante La Teja Azul asociado a la ruta desde sus orígenes, consideran que este reconocimiento beneficia a la restauración que apuesta por los vinos alicantinos.  /LBA

Al acto, que se celebró en el MUBAG (Museo de Bellas Artes Gravina) de Alicante, acudieron  José Císcar Bolufer, Vicepresidente del Consell y Conseller de Presidencia y Agricultura, Pesca, Alimentación y Agua; Marta Valsangiacomo, Directora General de Empresas Agroalimentarias y Pesca; Juan Planelles, Director Territorial de Agricultura en Alicante; Joaquin Albaladejo, Vicepresidente Provincial de Turismo del Patronato Costa Blanca, Alejandro Morant, Diputado Provincial de Fomento y Desarrollo Local, María Carmen de España, Diputada de Imagen; José Mancebo, Director General del Patronato Costa Blanca; Enrique Jiménez,  Vicepresidente de ACEVIN y alcalde de la vecina localidad de Jumilla; Francisco José López, Presidente de la Ruta del Vino de Alicante,  y Antonio Miguel Navarro, Presidente del Consejo Regulador de la DOP de Vinos de Alicante, entre otros.

Además, todas las empresas y entidades públicas como ayuntamientos miembros, el Patronato Provincial de Turismo Costa Blanca y la Denominación de Origen Protegida Vinos de Alicante, colaboradoras de la Ruta del Vino de Alicante, fueron reconocidas con diplomas acreditativos por su excelente trabajo y por su apuesta por la ruta. La actuación de la pianista Felicidad Simón del Conservatorio Superior puso el punto final a la ceremonia, que terminó con un “coctel enológico” ofrecido por la Ruta del Vino de Alicante.

IMÁGENES DE LA NOTICIA

Ricardo Sellers, experto en marketing y vino: “Trabajar el vino en su globalidad asegura el éxito de la bodega ” (II)

La Bodega Alicantina RIcardo Sellers 01

Iza Święcicka

Ricardo Sellers (Alicante, 1973) es profesor de Marketing en la Universidad de Alicante y autor del blog sobre el marketing y vino (www.marketingandwine.com), donde cada miércoles, desde hace dos años, publica artículos que tratan todas las cuestiones que rodean el mundo del vino desde la perspectiva del Marketing y la Economía. Aunque como bromea el profesor, “a veces se me agotan las ideas porque he tratado ya muchos temas”. El blog, que nació para unir las dos pasiones de Ricardo Sellers tiene un gran reconocimiento del público ya que recibe más de 6.000 visitas al mes. “Funciona mejor de lo que esperaba”, confiesa el profesor. La clave de su éxito se fundamenta en una amplia temática tratada desde una perspectiva multidisciplinar de manera muy cercana.

(más…)

Encarni García, responsable de enoturismo en BOCOPA: “Cualquier bodega que quiera ofrecer un escaparate directo al consumidor debe hacer enoturismo”

Para Encarni García, el escaparate que supone la venta directa al consumidor es la mejor publicidad para la bodega. /LBA

Para Encarni García, el escaparate que supone la venta directa al consumidor es la mejor publicidad para la bodega. /LBA

Texto: Iza Święcicka; Fotografías: J.V. Rodríguez

Encarni García Gual (Castellón, 1962) es responsable del departamento de enoturismo de bodegas BOCOPA, donde se ocupa de las visitas, los cursos en la sala de catas, las ventas por internet y la tienda. Su afán por entender a la gente, la llevó a estudiar Psicología, algo que en su trabajo le ayuda en el trato con el cliente y turista. Le apasiona el mundo del vino porque es “un mundo lleno de sensaciones que te atrapa”, confiesa Encarni. Se incorporó a su puesto en 2003 y desde entonces ha asistido a múltiples cursos de formación enológica y paneles de cata para especializarse en los vinos de la bodega. Para ella, “disfrutar de las propiedades, gustos y aromas diferentes a una copa de vino es muy emocionante.” Encarni García compara las cuatro fases de la cata de un vino (visual, olfativa, gustativa y retrogusto) con lo que son, para ella, las cuatro fases de la vida y de la conducta humana: infancia, adolescencia, madurez y vejez.  Pero como bromea esto es un tema para hablar con una copa de vino en una visita a BOCOPA, una de las 13 bodegas incluidas en la Ruta del Vino de Alicante.

Pregunta: ¿Qué significa para la bodega la integración de la Ruta de Vino de Alicante en las Rutas del Vino de España?

(más…)

Ana Vivero, directora de enoturismo del Grupo Matarromera: ”No solo buscamos al enoturista, sino también a quien quiera conocer nuestra cultura del vino”

LBA Ana Vivero 03

Ana Vivero en el exterior de la bodega Emina con el Monasterio de Santa María de Valbuena al fondo. /LBA

Texto: Iza Święcicka; Fotografías: J.V. Rodríguez

Ana Vivero Villa (Valladolid, 1980) es la responsable de enoturismo del Grupo Matarromera. Tiene un Máster de Sumiller Profesional de la Cámara de Comercio de Valladolid. Estudió Historia del Arte en la Universidad de Valladolid y comenzó trabajando como guía de exposiciones. Pero hace nueve años se introdujo en el mundo del vino. “A la cultura del vino entras sin saber muy bien cómo y te atrapa porque es algo de lo que siempre te apetece conocer más”, reconoce Ana Vivero. El grupo Matarromera, constituido por siete bodegas, ha recibido el galardón a la innovación, calidad y sostenibilidad en la última edición de los Premios de Enoturismo otorgados por las Rutas del Vino de España.

Pregunta: ¿Qué significa este premio para las bodegas del grupo?

(más…)

El enoturismo, experiencias y cultura entre viñedos

La combinación del vino con el patrimonio cultural de las zonas vitícolas es una

La combinación del vino con el patrimonio cultural de las zonas vitícolas es una forma de impulsar el atractivo del turismo rural. /LBA

Texto: Iza Święcicka; Fotografías: J.V. Rodríguez

Aunque en sus inicios el enoturismo no se denominaba así, coincide con la propia cultura del vino desde sus orígenes. “La cultura del vino siempre ha sido clave, desde los romanos que plantaban viñas bonitas al pie de las calzadas o cuando éstos iban a visitar alguien de la nobleza. Las viñas se usaban como motivo decorativo y de poder”, apunta Eladio Araiz, director general del Club de Marketing de la Rioja.

(más…)

¿Quién es enoturista?

El perfil del enoturista. /turinews.com.mx

El perfil  mayoritario del enoturista es una persona mayor de 36 años trabajadora por cuenta ajena. /turinews.com.mx

Texto: Iza Święcicka

Un informe sobre la demanda del turismo del vino de la Asociación de las Ciudades Españolas del Vino (ACEVIN) referente al perfil del enoturista indica que casi un 70% de los visitantes de las bodegas españolas son de procedencia nacional. En cuanto a los extranjeros, Alemania (8,2%) sigue siendo el país de Europa con mayor interés por el enoturismo, seguido por el mercado británico (2,8%). Los Estados Unidos son el primer país de fuera del viejo continente con un 3,5% del total de turistas del vino. Sin embargo, el número de españoles desciende en un 11% mientras que, por el contrario, el número de visitantes extranjeros se incrementa un 6,7%.

(más…)

Pros y contras del enoturismo para las bodegas

La bodega Emina en Valbuena del Duero tiene integrado un museo en la primera planta de la bodega. /LBA

La bodega Emina en Valbuena de Duero tiene integrado un museo en su primera planta donde se explica el vínculo de esa tierra con los viñedos y la elaboración del vino, con la marca de sus vinos presente en todo momento. /LBA

Texto: Iza Święcicka

Aunque no existen datos que indiquen cuantas de las 5.790 bodegas existentes en España apuestan por el enoturismo, cada vez aumenta el número de turistas del vino. Solo en el último año la cifra de enoturistas de las Rutas del Vino de España alcanzó 1.700.000 visitantes. Esta situación abre una serie de posibilidades ante los bodegueros a la hora de apostar por la actividad enoturística en sus bodegas, pero también los empuja a afrontar diversos retos.

(más…)

Sara García, gerente de la Ruta del Vino de Ribera del Duero: “Las experiencias enoturísticas son vitales para lograr la fidelización del público”

Sara García

Sara García es gerente del Consorcio Ruta del Vino de Ribera del Duero desde julio de 2013.

Texto: Iza Święcicka; Fotografías cedidas por Sara García

Las sensaciones relacionadas con el mundo y la cultura del vino son lo que buscan los enoturistas. Sara García García-Álcala (Burgos, 1984) es gerente de la Ruta del Vino de Ribera del Duero, la cual ha sido premiada por la mejor promoción enoturística con la campaña “Sensaciones con Denominación de Origen” en la segunda edición de los Premios de Enoturismo “Rutas del Vino de España” otorgados por la Asociación Española de las Ciudades del Vino (ACEVIN). En su justificación el jurado destacó “el impacto y los resultados de una completísima promoción que ha convertido a los propios ribereños en los principales embajadores de su tierra.”

Pregunta: ¿Cómo nació esta idea?

(más…)

Diego Ortega Abengózar, presidente de ACEVIN: ” El vino forma parte de nuestra cultura y es un productor único de vivencias y sensaciones”

Diego Ortega Abengózar durante su intervención en los Premios de Enoturismo organizados por ACEVIN. /www.alcazardesanjuan.es

Diego Ortega Abengózar durante su intervención en los Premios de Enoturismo organizados por Rutas del Vino de España. /www.alcazardesanjuan.es

Texto: Iza Święcicka

Diego Ortega Abengózar es Alcalde del Ayuntamiento de Alcázar de San Juan. Pero desde octubre de 2011 ostenta también el cargo de Presidente de la Asociación Española de Ciudades del Vino (ACEVIN) fundada en el año 1994 a partir de 10 ciudades unidas por el predominio de la industria y cultura vitivinícola en su economía. Durante 20 años de trayectoria, la Asociación ha liderado varios proyectos que comparten un mismo planteamiento, la promoción de la cultura y el turismo del vino. Las Rutas del Vino de España (RVE) constituyen el producto estrella de ACEVIN, que ha creado esta  marca turística y ha definido sus normas de regulación para formar parte de la oferta turística oficial en España.

P: ¿Por qué surgió la idea de crear las RVE?

(más…)

Rafael Poveda Bernabé, enólogo de bodegas Salvador Poveda: “El Riesling de Monóvar es en un 99 por ciento el mismo que Marco Aurelio llevó a Colonia hace 2.000 años” (Parte I)

La Bodega Alicantina Rafael Poveda 01

Texto: Iza Święcicka; Fotografías: J.V. Rodríguez

Rafael Poveda Bernabé (Monóvar, 1958) es enólogo en las bodegas Salvador Poveda con casi 100 años de tradición. Comenzó sus estudios en la Escuela de Enología de Madrid en septiembre de 1975, y como recuerda “en noviembre murió Franco y viví unos años apasionantes, el fin de la dictadura y la llegada de la democracia”. Es precursor de la plantación de Riesling en Alicante y de la elaboración del vino de esta variedad, una de las referencias más emblemáticas de la bodega, junto a Toscar, Borrasca o Fondillón. Además, es una persona polifacética: historiador, fotógrafo, articulista y colaborador de Radio Nacional de España en el programa “La bañera de Ulises”. Todas sus actividades se centran en difundir sus pasiones, entre las cuales predomina el vino.

P: ¿Por qué estudió enología?

(más…)

El enólogo Rafael Poveda interviene en unas jornadas del Centro de Turismo de Alicante dedicadas a los nuevos sectores turísticos

La Bodega Alicantina CDT Enoturismo 11

Texto y fotografías: Iza Swiecicka

Ayer en el Centro de Turismo (CdT) de Alicante se celebró el  primer Encuentro de Estudiantes y Profesionales en Turismo titulado “Sectores emergentes, oportunidades de negocio, innovación y nuevos profesionales”, que estuvo organizado por la Universidad de Alicante. Uno de los debates de esta jornada ha estado dedicado a las tendencias dentro de este ámbito, entre ellos al turismo gastronómico y enológico. Rafael Poveda Bernabé  compartió con los estudiantes su experiencia en cuanto a enoturismo en la bodega Salvador Poveda.

(más…)

El secreto de Novelda en una escalera

La Bodega Alicantina Novelda 01
Texto: Iza Swiecicka; Fotografías: Iza Swiecicka y J.V. Rodríguez

En el corazón de Novelda se sitúa la Casa Museo Modernista. El edificio fue construido a principios del siglo XX por iniciativa de Antonia Navarro Mira (1846-1926), conocida como “la Pichocha”. Como destaca José Luis Pellín Payá, encargado del Archivo Histórico Municipal de Novelda, Antonia Navarro “fue una gran financiera, empresaria e inversora, con una gran experiencia e independencia en lo económico, que era diametralmente opuesta al modelo de mujer dedicada únicamente a las labores domesticas, tal y como marcaban los cánones sociales de la época.” Su vida transcurrió en el momento en que la viña era uno de los elementos más importantes de la industria en Novelda, junto al azafrán y al mármol.

(más…)

Jaime Soto, propietario de bodegas Faelo: “El viñedo es un jardín para cuidar por medios naturales”

La Bodega Alicantina Entrevista Jaime Soto 02

Texto: Iza Swiecicka; Fotografías: J.V. Rodríguez

Jaime Soto (Elche, 1976), es heredero de Bodegas Faelo en Matola, un lugar que a finales del siglo XIX era muy conocido por sus vinos, y un enólogo autodidacta. Compagina su trabajo en el calzado con las labores en la bodega. En Faelo, aplica toda la sabiduría que su familia le ha transmitido en más de un siglo de historia. Su máxima preocupación es aumentar la calidad de sus vinos de manera natural, sin obsesionarse en la producción. Artesanía, tradición y familiaridad definen su trabajo. La bodega acaba de incorporarse a la Ruta del Vino de Alicante, una apuesta para descubrir la riqueza vitivinícola de la provincia.

Pregunta: ¿Qué espera de la colaboración con la Ruta del Vino de Alicante?

(más…)

10 de noviembre de 2013, Día Europeo del Enoturismo

imagen1416d

En  2009, la Red Europea de las Ciudades del Vino instauró la celebración del Día Europeo del Enoturismo, fecha que se conmemora cada segundo domingo del mes de noviembre. El objetivo es conseguir una difusión internacional del turismo del vino de manera simultánea por parte de todos los países.

(más…)

Faelo, una bodega viva

Texto: Iza Swiecicka; Fotografías: J.V. Rodríguez

La bodega Faelo, situada en Matola, una pedanía de Elche, fue construida en el año 1900 por el bisabuelo de Jaime Soto, propietario de Faelo, para elaborar vinos. De hecho, en la bodega aún se preserva un solera de 1930 que inició Rafael Soto, más conocido como “Tio Faelo”, de ahí el nombre de la misma. De este barril, cada Navidad, Jaime saca un coñac para compartirlo con su familia. En el año 2000, el bodeguero tomo las riendas de esta tradición familiar de elaborar vinos artesanos.

La Bodega Alicantina Bodegas Faelo 12

Barrica con la solera del abuelo Rafael “Faelo” que data de 1930

La bodega no existiría sin su tierra ni sus viñedos. “Lo más importante es que todo está en el campo. Las tierras son las de mi bisabuelo. Es un honor poder seguir cultivando este viñedo, que permite entender la viticultura de otra manera”, matiza Jaime. Este pensamiento también se refleja en la apuesta del bodeguero por el mantenimiento natural de los viñedos.

(más…)